Presentación del Libro «China, ¿Dragón o Parásito?» de Julián Pavón en la Universidad Politécnica de Madrid (05/06/12). Autor: Julián Pavón Morote (Economista y Catedratico de la UPM) – China ya no es solo la fábrica del mundo, también es su mayor banquero. Con su enorme reserva en divisas podría comprar el planeta. Y ya ha empezado a hacerlo. Esto significa que el gobierno chino tiene, en pleno siglo XXI, un poder de control inaudito sobre los países occidentales. Las economías y gobiernos del llamado Primer Mundo necesitan sus inversiones para salir de la crisis. También los resultados de las multinacionales más poderosas dependen de China. Ni en sus sueños más ambiciosos Mao Tse Tung hubiera podido imaginar algo así. No estamos viviendo una crisis, sino un cambio de era: el siglo XXI será el siglo de China. Esto significa que pronto el país más poderoso de la tierra será la mayor dictadura del mundo, gobernado por el Partido Comunista Chino, acostumbrado a jugar con sus propias reglas que no son las de los países democráticos. Los tentáculos de su poder económico ya se han extendido en África y Latinoamérica y ahora van a por Europa. http://www.segurpricat.info

Presentación del Libro «China, ¿Dragón o Parásito?» de Julián Pavón en la Universidad Politécnica de Madrid (05/06/12).

Autor: Julián Pavón Morote (Economista y Catedratico de la UPM)

BOE-A-2012-13644 Calendario laboral.pdf BOE-A-2012-13644 Calendario laboral.pdf
252 kb   Ver   Descargar  
( RCS-538 Soc. Española Derecho de la Seguridad).pdf ( RCS-538 Soc. Española Derecho de la Seguridad).pdf
163 kb   Ver   Descargar  
2012_GUIA TRAMITES MINISTERIO DEL INTERIOR.pdf 2012_GUIA TRAMITES MINISTERIO DEL INTERIOR.pdf
1657 kb   Ver   Descargar  

– China ya no es solo la fábrica del mundo, también es su mayor banquero. Con su enorme reserva en divisas podría comprar el planeta. Y ya ha empezado a hacerlo.

Esto significa que el gobierno chino tiene, en pleno siglo XXI, un poder de control inaudito sobre los países occidentales. Las economías y gobiernos del llamado Primer Mundo necesitan sus inversiones para salir de la crisis. También los resultados de las multinacionales más poderosas dependen de China. Ni en sus sueños más ambiciosos Mao Tse Tung hubiera podido imaginar algo así.

No estamos viviendo una crisis, sino un cambio de era: el siglo XXI será el siglo de China. Esto significa que pronto el país más poderoso de la tierra será la mayor dictadura del mundo, gobernado por el Partido Comunista Chino, acostumbrado a jugar con sus propias reglas que no son las de los países democráticos. Los tentáculos de su poder económico ya se han extendido en África y Latinoamérica y ahora van a por Europa.

http://www.segurpricat.info

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.