El enorme peligro de las cargas policiales en la estación de Atocha

  1.  
     

    siseguridad.es ha compartido un enlace.
    El enorme peligro de las cargas policiales en la estación de AtochaEl pasado martes, tras la manifestación celebrada en los alrededores de la Carrera de San Jerónimo, varias unidades de intervención policial accedieron al interior de la estación de Atocha Cercanías, continuando con las cargas producidas en el exterior…
    Durante varios momentos se vivieron situaciones inusuales en una estación de ferrocarril, donde los viajeros del cercanías y los manifestantes fueron víct

    imas de cargas policiales en los propios andenes, acompañados por agentes de seguridad privada de Renfe. Algunas personas huyeron saltando a las vías, pese a que la circulación ferroviaria no se había detenido en ningún momento.Muchas de las personas presentes en la estación en ese momento, alrededor de las 21.30 horas,grabaron con sus medios lo ocurrido. Momentos después se les exigió que cesaran de grabar, ya fueran personal de prensa, manifestantes o simples viajeros. Gracias a esas grabaciones podemos tener documentos gráficos que atestigüen lo ocurrido el martes.

    Peligro máximo con varios responsables

    ecomovilidad.net no es un medio político y por ello no entramos a valorar los métodos usados por la Policía Nacional durante la manifestación. Cualquier ciudadano puede observar las imágenes y construir su propia opinión.

    Pero en el campo del transporte ferroviario y siempre desde un punto de vista estrictamente técnico, las situaciones vividas el martes en Atocha son totalmente irregulares y conllevan un grave peligro para los presentes en aquella estación. Analizando lo sucedido a través de los vídeos que enlazamos, observamos varias violaciones de las leyes que rigen la explotación ferroviaria, así como una cadena de fallos, improvisaciones y hasta negligencias por parte de diferentes responsables.

    Carga policial sobre los andenes ¿Era necesaria?

    La primera cuestión es conocer el motivo por el que la policía, encargada de custodiar la Carrera de San Jerónimo durante la concentración, alcanzó el recinto de la estación. Una vez llegados al exterior, la carga prosiguió a través de la “linterna” y desde los laterales (invernadero),atravesaron los vestíbulos y llegaron hasta los mismos andenes.

    Una actuación así no es improvisada por los propios agentes de la UIP; hubo una orden coordinada para entrar dentro de la estación, desestimando el peligro que supone entrar en Atocha con constante trasiego de viajeros incluso a las 21 horas, la mayoría totalmente ajenos a lo ocurrido afuera. Riesgo aún más evidente en la zona de vías, en una estación como Atocha Cercanías con andenes confinados y salidas mediante estrechas pasarelas. Los resultados de una carga violenta en una estación son muy distintos a lo sucedido en una calle cerrada al tráfico, más aún si estamos hablando de la estación con mayor afluencia de trenes y viajeros de todo el país. ¿Cuales hubieran sido las consecuencias de una avalancha de viajeros?

    ¿Tenían conocimiento Adif y Renfe de esta orden de carga? En caso afirmativo, deberían de haber tomado medidas. Si por el contrario no tuvieron esta información, resulta insólito que la UIP entre en una instalación sin el conocimiento de su titular (Adif) y gestor (Renfe) respectivamente.

    Daños materiales provocados por la propia policía

    La intervención podría encontrar cierta justificación si los altercados hubiesen comenzado dentro de la estación. Sin embargo los incidentes provenían del exterior y fueron trasladados al interior del recinto durante la carga. Al despejar la misma fueron visibles algunos daños materiales, algunos de ellos provocados por los disparos de pelotas de goma que cruzaron la estación de lado a lado, impactando contra las lunas de los trenes.

    La actuación de los agentes de seguridad privada: fuera de la ley

    Si sorprendente es la actuación de las UIP dentro de Atocha, más aún lo fue la actitud de los agentes de seguridad privada que trabajan para Renfe. En las imagenes grabadas pueden observarse a algunos de ellos haciendo “tareas de refuerzo” a los antidisturbios, en lugar de intentar restablecer el orden en la medida de lo posible. Tal vez alguno encontró la ocasión de satisfacer sus ilusiones de policía frustrado.

    En cualquier caso, las cargas y actuaciones de antidisturbios son tarea exclusiva para las unidades de Policía, y su realización o apoyo por parte de los agentes de seguridad de Renfe suponen una flagrante violación de la Ley de Seguridad Privada. No es la primera vez: hace escasamente 10 días en el mismo lugar, agentes de seguridad de Renfe cargaron contra huelguistas ferroviarios mientras la Policía (única responsable para forzar la evacuación de la estación) contemplaba la escena sin actuar.

    Viajeros a pie de vía con trenes en circulación

    Probablemente el suceso más grave. Si bien es evidente que ninguna persona puede transitar por las vías fuera de los lugares habilitados para ello, en la situación excepcional vivida el martes era previsible que esta situación podría darse. Ni Adif ni Delegación de Gobierno dieron orden en ningún momento de suspender temporalmente el tráfico, lo que supuso que durante las cargas numerosos viajeros huyeron a través de las vías con trenes en circulación. Nadie vio, o nadie quiso ver el peligro que en ese momento se estaba produciendo; y fue gracias a la pericia de los maquinistas, quienes extremando las precauciones en su entrada a la estación, evitaron males mayores.

    La Ley del Sector Ferroviario, en su artículo 86.4 es explícita en este aspecto:

    Corresponde al administrador de infraestructuras ferroviarias el ejercicio de la potestad de policía en relación con la circulación ferroviaria, el uso y la defensa de la infraestructura, con la finalidad de garantizar la seguridad en el tráfico, la conservación de la infraestructura y las instalaciones de cualquier clase, necesarias para su explotación. Además, controlará el cumplimiento de las obligaciones que tiendan a evitar toda clase de daño, deterioro de las vías, riesgo o peligro para las personas, […].

    En primer lugar, es Delegación de Gobierno quien debe notificar al Adif los hechos que se están produciendo o vayan a producirse, para ordenar el cierre de la estación. Si esto no fuese así, esel propio Adif quien tiene la potestad de cerrar al tráfico la estación en la situación que se contempla.

    El año pasado, la anterior Delegación de Gobierno cerró varias estaciones a viajeros sucesivas veces, especialmente Sol y Recoletos, para evitar entre otras cosas que pudieran suceder altercados de este tipo en el interior que comprometiesen la seguridad.

    Restricciones y denuncias a la grabación de los hechos

    Se demuestra que para alcanzar estos actos, ha existido un cúmulo de negligencias por parte de las entidades implicadas: Renfe, Adif, Delegación de Gobierno, agentes de seguridad… Por si lo sucedido no fuera suficientemente grave, momentos después policías y agentes de seguridadintentan restringir la grabación de los hechos.

    Una vez más, recordamos que hacer fotos y vídeos en el transporte público no está prohibido, que la normativa interna de Adif recoge y autoriza las grabaciones personales y que nadie, y mucho menos con amenazas, puede privar a un viajero de grabar en una estación, ya sea para fotografiar un tren, o una carga policial.
    http://www.segurpricat.eu/

CARLOS BLANCO, DIRECTOR NACIONAL DE EULEN SEGURIDAD “Es el momento de que todos los profesionales trabajen juntos, coordinados y bajo una Dirección”

CARLOS BLANCO, DIRECTOR NACIONAL DE EULEN SEGURIDAD

“Es el momento de que todos los profesionales trabajen juntos, coordinados y bajo una Dirección”

Militar superior de carrera, Carlos Blanco lleva más de 30 años trabajando por la Seguridad “con mayúsculas” -como le gusta denominarla a él-, de los que ha dedicado y desarrollado casi 20 años al servicio del Grupo Eulen, y más concretamente, a la firma Eulen Seguridad, empresa decana en España de seguridad privada. Hoy Blanco Pasamontes se encarga de liderar la entrada de Eulen Seguridad en el sector de la seguridad de la información, para convertirse en proveedor de seguridad integral.

– Dentro de las líneas de negocio del Grupo Eulen, esta corporación cuenta con Eulen Seguridad desde 1974, una empresa que usted dirige y mediante la cual ofrecen servicios de seguridad y vigilancia privada, consultoría de seguridad, ingeniería de seguridad, protección personal, Central Receptora de Alarmas, mantenimiento de sistemas de seguridad y formación avanzada. Hoy entran también en el sector de la seguridad de la información. ¿Por qué motivo han tomado esta decisión estratégica? ¿Qué les ha llevado a ello
Siempre hemos intentado estar “vigilantes” acerca de las necesidades de nuestros clientes en particular, y de los usuarios de Seguridad en general, para detectar las necesidades que tenían en el amplio espectro de la seguridad.

Desde hace más de dos años veníamos dándole vueltas a esta idea, que sabíamos se estaba moviendo con cierta rapidez en el mercado norteamericano de la seguridad, aunque en España aún era prácticamente desconocida. Como sabes, en EEUU se había constituido la Alianza para la Gestión de los Riesgos de Seguridad en la Empresa (AESRM, en sus siglas en inglés), fruto de la voluntad de trabajar juntas dos de las asociaciones más prestigiosas: American Society for Industrial Security (ASIS), fundamentalmente compuesta por profesionales de la seguridad que llamamos física, también denominada tradicional en algunos ambientes; e Information Systems Audit and Control Asociation (ISACA), ocupada en asuntos relacionados con la seguridad de la información.

Esta alianza lleva funcionando más de tres años, y los resultados de su andadura son más que interesantes para los que nos dedicamos a esta profesión.

– Con esta ampliación de negocio están defendiendo la convergencia de la Seguridad, un concepto integral, bajo una misma Dirección. ¿Nos podría explicar su visión?
En principio, parece bastante lógico que las empresas intenten protegerse lo mejor posible ante los riesgos de toda naturaleza que las acechan, y que lo hagan intentando integrar, coordinar, todos los medios de los que disponen. Hasta ahora, esa protección se entendía como una interacción entre los denominados medios humanos, técnicos y organizativos, y la integración se orientaba casi exclusivamente a los riesgos que amenazaban el patrimonio físico, es decir, las personas y los bienes tangibles, existiendo otras seguridades empresariales que dependían de otros profesionales, entre los cuales, muy a menudo, no existía ninguna conexión.

Creemos que es el momento de que todos esos profesionales trabajen juntos, coordinados, y si es posible, bajo una única Dirección, para de esa manera facilitar la visión global, el mejor aprovechamiento de los recursos y la toma de decisiones. Estaremos, en ese momento, defendiéndonos mejor de las amenazas internas y externas que se ciernen sobre nuestra organización.

Lógicamente, si las empresas deciden agrupar sus medios y equipos en departamentos que aglutinen los diferentes conceptos de la seguridad, tiene sentido pensar que intentarán encontrar un proveedor, un socio que les pueda facilitar los servicios de seguridad de un modo igualmente integrado. Ahí, en ese preciso momento organizativo es donde queremos estar, donde Eulen Seguridad quiere estar presente.

Espero no haberme extendido demasiado, pero no es fácil decirlo con menos palabras.

– ¿De qué manera se puede extrapolar esta aún “joven” idea –la de la Seguridad Integral-, y que todavía algunos la rechazan, a proyectos reales plasmados en organizaciones tanto públicas como privadas?
Bien, la realidad es que ya existen organizaciones que entienden la seguridad de esta manera, aunque también es cierto que son pocas. Creo que el tiempo hará que este modelo se vaya extendiendo, aunque lógicamente no podemos pensar que todas las empresas estén absolutamente de acuerdo con este planteamiento, por lo que la integración, bajo mi punto de vista, se hará con mayor o menor amplitud en función de la visión de los Órganos de Dirección de las empresas.

– En 2007, con 76.013 profesionales, Grupo Eulen obtuvo unas ventas consolidadas de 1.182 millones de euros. Y en concreto, Eulen Seguridad alcanzó 291,565 millones de euros. ¿Cómo han cerrado el año 2008 y qué previsiones tienen para 2009, tratándose de un año especialmente complejo, por la situación socio-económica?
Como usted sabe, 2008 no está aún cerrado, aunque nuestras previsiones son que el Grupo Eulen acabe este ejercicio con una plantilla de más de 80.000 personas, y que la facturación alcance los 1.300 millones de euros. La división de seguridad del Grupo, Eulen Seguridad, espera acabar el año en torno a los 355,25 millones de euros, lo que supondrá un incremento del 22 por ciento respecto a 2007. Una parte importante de este crecimiento viene de nuevos servicios en la línea de la seguridad integral.

Efectivamente, todo indica que 2009 no va a ser un año fácil. Estamos obligados a ser especialmente cuidadosos y responsables, teniendo en cuenta que un mensaje claro de nuestro presidente es que debemos mantener el empleo, y garantizar el futuro de las 80.000 familias que se integran en el Grupo Eulen.

– Respecto a su entrada en la seguridad de la información, ¿cómo abordan su estructura, el proceso y sus objetivos, tanto dentro de la compañía, como de cara a sus fieles clientes y a los potenciales?
Hemos creado la Unidad de Seguridad de la Información, dependiendo orgánicamente del departamento de Consultoría, y que integra un amplio equipo de profesionales muy solventes, experimentados y acreditados en TI.

Nuestro objetivo es estar presentes, cada vez con mayor intensidad, en la mayor parte de los procesos de licitación que se generen en el país. No obstante, somos conscientes de que éste es un sector que cuenta con importantísimas empresas muy solventes y prestigiosas, por lo que sabemos que la competencia es y será dura.

Queremos realizar una singladura seria y ordenada, aprovechando la experiencia acumulada de casi 35 años (los cumplimos en 2009) de presencia en el sector de la Seguridad.

– ¿Están trabajando ya con diferentes agentes del sector de la seguridad TIC (fabricantes, proveedores, integradores…)? Si es así, ¿nos podría adelantar con qué jugadores va a jugar este partido?
En efecto, estamos estableciendo contactos profesionales con los diferentes actores de este sector, ya que creemos absolutamente en la complementariedad entre empresas. Defendemos el principio de que las empresas “mono-producto” no pueden atender las necesidades de seguridad según este concepto de la convergencia que estamos impulsando, por lo que el futuro exigirá a los directivos de las empresas una gran capacidad de negociación y compromiso, para cuajar alianzas basadas en la confianza.

– ¿Qué porcentaje de la facturación supondrá esta nueva área en Eulen Seguridad?
Queremos llegar a los 15 millones de euros en el año 2011, lo que supondrá aproximadamente un tres por ciento de la facturación de la compañía en ese momento.

– Como empresa decana en la seguridad privada (1974), y siguiendo la filosofía de especialización que ha mantenido Grupo Eulen (1962) a lo largo de todos estos años, ustedes cuentan hoy con dos centros de formación, el Instituto Eulen de Formación y el Centro Can Padró. Este último está especializado en formación integral (seguridad privada, marítima, contra incendios, conducción segura, protección civil, etc). ¿Qué opinión tiene respecto la formación en seguridad lógica? ¿Incorporarán esta materia al programa del Can Padró?
Creemos que existe una gran variedad de opciones de formación en Seguridad de la Información en el mercado actual, y no es nuestra intención entrar a corto plazo en él, fundamentalmente porque la nuestra es una filosofía de especialización, por lo que acudiremos a los centros especialistas en esta formación.

No obstante, sí es cierto que pensamos que existe un vacío importante en lo que se refiere a formación de consultores integrales de Seguridad, por lo que, en primera instancia abordaremos nuestras necesidades internas de formación en este capítulo, y probablemente nos decidamos en un futuro a intentar aportar nuestra experiencia en ello.

– ¿Qué carencias han observado ustedes en esta nueva línea de negocio en la que se adentran y qué quieren aportar desde Eulen Seguridad?
Bueno, no son palabras mías, sino de un director de Seguridad Corporativa de una de las principales empresas españolas, quien dijo recientemente que “no conocía al proveedor capaz de ofrecer una solución integral y convergente de la seguridad”. Nosotros queremos ser ese proveedor.

Por ello, os damos las gracias, a la revista Seguritecnia, de Editorial Borrmart, por darnos la oportunidad de expresar nuestra opinión en este asunto tan controvertido, y poder explicar nuestro proyecto. Gracias también por vuestra apuesta clara por este sector de la Seguridad con mayúsculas, a través de todas vuestras publicaciones.

– Usted ha apostado, como patrocinador, por el próximo encuentro Seguridad Lógica & Seguridad Física, que organizarán las revistas Seguritecnia y Red Seguridad. ¿Qué le parece tal iniciativa?
Creo que esta iniciativa de Red Seguridad y Seguritecnia coincide con la corriente preponderante en estos momentos en el universo de la seguridad privada en EE.UU., y que empieza a ser muy tenida en cuenta también en España. Consecuentemente, opino que el haber organizado este encuentro nos da una buena muestra de la preocupación de las revistas por estar al día de los últimos avances en la materia.

– ¿Cree que ambas seguridades se encuentran tan cercanas que acabarán mezclándose o fusionando territorios propios y materias?
Más que cercanas, mi opinión es que ambas seguridades forman parte de la misma parcela y, por consiguiente, deben pertenecer a un dominio común. No obstante, dado que es una realidad que en la actualidad pertenecen a departamentos (territorios) diferentes, creo que en un futuro próximo se integrarán, sin duda alguna, en una misma área de responsabilidad y gestión.

– En estas jornadas también van a impartir una conferencia sobre seguridad. ¿Podría adelantarnos en qué sentido o aspectos la van a enfocar?
Precisamente, nuestra ponencia versa sobre lo que denominamos “la convergencia de las seguridades”. Este nuevo paradigma se basa en una visión holística de la seguridad, con una aproximación a la misma que integra los aspectos de la seguridad de la información y la seguridad física, además de otras parcelas como pueden ser la seguridad medioambiental, o incluso la Prevención de Riesgos Laborales, para contribuir a acelerar la adopción de una visión común y convergente de la gestión de los riesgos de seguridad de las empresas.

Ficha personal

Carlos Blanco Pasamontes, militar superior de carrera y diplomado en Administración y Dirección de Empresas, fragua su relación con el Grupo Eulen desde 1989, año en el que pasa a formar parte de la compañía Prosesa -lo que sería años más tarde la actual Eulen Seguridad-, como jefe Regional de Seguridad, en Castilla.

Sus asentados conocimientos en Seguridad y su fiel trayectoria en la firma, han hecho que Blanco Pasamontes esté a punto de cumplir 20 años de desempeño profesional -y, por qué no decirlo, también personal-, en la firma decana en España, especializada en seguridad privada.

Este directivo fue, asimismo, jefe Regional de Seguridad de Prosesa en Andalucía, pasando a ejercer responsabilidades de jefe de Seguridad y Operaciones de Eulen Seguridad, a nivel nacional. Más tarde, ocuparía el cargo de Director de Operaciones y Comercial en la empresa hasta llegar a su actual función como director Nacional de Eulen Seguridad.

 La banca española necesita 53.745 millones de capital para sanearse El examen de Oliver Wyman rebaja las cifras planteadas en un principio El Gobierno confía en que solo requerirá en torno a 40.000 millones del rescate

 

La banca española necesita 53.745 millones de capital para sanearse

El examen de Oliver Wyman rebaja las cifras planteadas en un principio

El Gobierno confía en que solo requerirá en torno a 40.000 millones del rescate

El Popular necesita 3.223 millones, pero descarta ayudas públicas

Las entidades nacionalizadas acaparan el 86% de las necesidades

Fachada del Banco de España. / CARLOS ROSILLO

El examen de la consultora independiente Oliver Wyman ha concluido con que siete grupos bancarios, que representan más del 62% de la cartera crediticia del sistema bancario español, no tienen necesidades adicionales de capital. Para los otros siete grupos, añade el Ministerio de Economía, se han identificado unas necesidades de capital, sobre las existentes a 31 de diciembre de 2011, que ascienden a 59.300 millones de euros. No obstante, esta cantidad desciende a 53.745 millones cuando se consideran los procesos de fusión en marcha y los efectos fiscales.

Las mayores deficiencias de capital en el escenario de deterioro extremo se centran en aquellos grupos bancarios participados mayoritariamente por el FROB: BFA-Bankia, Catalunya Banc, NCG Banco y Banco de Valencia. Estas cuatro entidades, que en números presentan unas necesidades de 46.200 millones (en torno al 86%) para sanearse, ya han comenzado a trabajar junto con las autoridades nacionales y europeas en sus planes de reestructuración, señala el informe.

Otros tres grupos necesitarían capital adicional en el escenario adverso contemplado. Estos son: Banco Popular, BMN y la fusión proyectada entre Ibercaja, Liberbank y Caja 3. Estas entidades presentarán sus planes de recapitalización en octubre de 2012 para su aprobación por el Banco de España y por la Comisión Europea. En función de estos planes se determinará, en su caso, la necesidad de ayuda pública y la cuantía de la misma.

Siete de los grupos considerados, que representan un 62% en términos de cartera crediticia analizada del sector, superan el capital mínimo exigido: Santander, BBVA, CaixaBank, Kutxabank, Banco Sabadell, Bankinter y Unicaja-CEISS. Estas entidades no requerirán, por lo tanto, capital adicional incluso en una situación macroeconómica muy desfavorable. Este escenario adverso incluye una caída del PIB del 4,1% este año, el 2,1% en 2013 y del 0,3% en 2014. La tasa de paro en 2014 llegaría al 27,2%.

En cuanto a las ayudas públicas que necesitará el sector, según recuerda el supervisor, las cantidades que recoge el informe de Oliver Wyman no coincidirán, en general, con el volumen requerido para su recapitalización. La diferencia dependerá de las acciones que las entidades incorporen en sus planes de recapitalización. Según las estimaciones que maneja el Gobierno, la cifra definitiva de ayudas públicas estará en torno a los 40.000 millones, fondos que provendrán del crédito europeo por hasta 100.000 millones.

Para reducir las necesidades, las entidades podrán recurrir a la enajenación de activos o a captar capital de manera privada en los mercados. Asimismo, también podrán asumir pérdidas por los tenedores de instrumentos híbridos o subordinados. Por último, podrán transmitir activos tóxicos vinculados al sector inmobiliario al llamado banco malo.

Los aprobados

El Banco Santander mejora en el peor escenario. El banco presidido por Emilio Botín es la entidad española con un mayor excedente de capital en términos absolutos. La ratio de capital (common equity tier 1) resultante para Grupo Santander, incluido Banesto, a 31 de diciembre de 2014 en el escenario más exigente es del 10,8%, frente a un 9,7% a 31 de diciembre de 2011, lo que representa un incremento de 1,1 puntos porcentuales (leer más).

BBVA supera los mínimos con una holgura de 11.183 millones. La entidad presidida por Francisco González supera holgadamente las pruebas de resistencia con una ratio del 9,6%, 3,6 puntos por encima del mínimo exigido, en el escenario más adverso de los planteados (leer más).

Caixabank, la tercera entidad más solida. El grupo de La Caixa no presentaría necesidades de capital en un escenario económico adverso, ya que su capital de máxima calidad (el core tier 1) se situaría en el 9,5% a cierre de diciembre de 2014 (leer más).

Kutxbank aprueba con buena nota. La entidad vasca ha comunicado que cumple holgadamente con los estándares de solvencia establecidos a los efectos de la prueba, en los dos escenarios contemplados (leer más).

La absorción de la CAM no pasa factura al Sabadell. En el escenario considerado de máxima adversidad, con previsiones económicas improbables, el banco presenta un exceso de capital de 915 millones (leer más).

Bankinter pasa con un excedente de 399 millones. El banco ha mostrado su “satisfacción” por haber superado el test de evaluación a la banca española realizado por Oliver Wyman. En el panorama pesimista la entidad contaría con un ratio de capital del 7,4% (leer más).

Unicaja supera las pruebas por la mínima. La entidad andaluza lograría un sobrante de capital de 128 millones en el entorno económico más duro (leer más).

Los suspendidos

El Banco Popular confía en captar los 3.233 millones que necesita en los mercados. “La política de Banco Popular ha sido siempre la de no solicitar ayudas públicas y sí generar los recursos necesarios a través de la retención de beneficios y la aportación de capital de sus accionistas”, asegura la entidad presidida por Ángel Ron (leer más).

Economía avanza que pedirá a Europa 40.000 millones de euros para la banca

Economía avanza que pedirá a Europa 40.000 millones de euros para la banca

La banca española necesita un total de 59.300 millones de euros en capital, según la auditoría de Oliver Wyman.

LIBRE MERCADO 

La banca española tiene necesidades de capital por 59.300 millones de euros en un escenario adverso, según la evaluación realizada por Oliver Wyman, pero la cantidad desciende a 53.745 millones si se tienen en cuenta los procesos de fusión en marcha y los efectos fiscales, según el Banco de España. El secretario de Estado de Economía, Fernando Jiménez Latorre, ha indicado que el préstamo que España podría pedir a la UE para sanear la banca española estaría en torno a los 40.000 millones de euros.

Las mayores necesidades de financiación corresponden a Bankia con un total de 24.743 millones, seguido de Catalunyabank, con 10.825 millones y NCG Banco con 7.176 millones de euros. Las otras cuatro entidades que necesitan capital son Banco de Valencia (3.462 millones), Popular(3.223 millones), BMN (2.208 millones) e IbercajaLiberbank y Caja 3(2.108 millones). Asimismo, siete grupos bancarios, que representan más del 62% de la cartera crediticia analizada del sistema bancario, no tienen necesidades adicionales de capital.

Las cifras estimadas de necesidades de capital después del efecto fiscal se recogen en el cuadro siguiente:

El ejercicio ha determinado el capital que requeriría cada entidad o grupo bancario para alcanzar unos niveles mínimos establecidos como referencia en un escenario macroeconómico base -considerado probable- y otro extremadamente adverso -considerado muy improbable-, definidos para el periodo 2012-2014.

Los resultados del escenario adverso, con exigencia de ratio de capital del 6%, que contempla una caída acumulada del PIB del 6,5% hasta 2014 y cuya probabilidad de ocurrencia se estima inferior al 1%, son:

1. Las mayores deficiencias de capital (en torno al 86%) se centran en aquellos grupos bancarios participados mayoritariamente por el FROB: BFA-Bankia, Catalunya Banc, NCG Banco y Banco de Valencia. Estas cuatro entidades ya han comenzado a trabajar, junto con las autoridades nacionales y europeas, en los correspondientes planes de reestructuración.

2. Otros tres grupos bancarios necesitarían capital adicional en el escenario adverso contemplado. Estos son: Banco Popular, BMN y la fusión proyectada entre Ibercaja, Liberbank y Caja 3. Estas entidades presentarán sus planes de recapitalización en el mes de octubre para su aprobación por el Banco de España y por la Comisión Europea. En función de éstos, se determinará, en su caso, la necesidad de ayuda pública y la cuantía de la misma.

3. Siete de los grupos considerados, que representan un 62% en términos de cartera crediticia analizada del sector, superan el capital mínimo exigido: Santander, BBVA, CaixaBank, Kutxabank, Banco Sabadell, Bankinter y Unicaja-CEISS. Estas entidades no requerirán, por lo tanto, capital adicional incluso en un escenario macroeconómico muy desfavorable.

Las ayudas públicas podrían ser inferiores

Según destaca el Banco de España, “las necesidades de capital identificadas en el ejercicio no representan la cifra final de ayuda pública a la banca”. Esta ayuda podría ser “significativamente inferior”, pues se determinará una vez tenidas en cuenta las medidas previstas en los planes de recapitalización a presentar por las entidades al Banco de España en el mes de octubre.

Por ello, el organismo incide en que las necesidades estimadas de capital que recoge el informe de Oliver Wyman para diversas entidades “no coincidirán, en general, con el volumen requerido de ayuda pública para su recapitalización”. Así, la posible diferencia entre la necesidad de capital evaluada en la prueba de resistencia y la ayuda pública finalmente necesaria vendrá dada por las acciones que las entidades incorporarán en sus planes de recapitalización, y que pueden resumirse en las siguientes categorías:

  • Enajenación de activos.
  • Captación de capital que pudieran obtener de manera privada en los mercados.
  • Asunción de pérdidas por los tenedores de instrumentos híbridos o subordinados en el marco del Real Decreto Ley 24/2012.
  • Transmisión de activos al banco malo.